• Mi Cuerpo/Min Krop

Copas menstruales y Toallas de tela: Entrevista a una experta.


Tal vez creas que en los últimos años han sacado al mercado más productos para la gestión menstrual, pero la verdad es que muchos de ellos son muy viejos, sólo que afortunadamente, se ha comenzado a hablar más sobre la menstruación, sin tantos tabúes como antes -aunque siguen existiendo muchos- y las personas ahora están siendo más

conscientes de su salud menstrual y de cuidar el planeta. Por eso, productos como las toallas de tela reutilizables o las copas menstruales están siendo más visibles en el mercado. Esto es genial, porque además de que se visibilizan otras alternativas, las personas tienen más opciones para elegir de acuerdo a sus necesidades, pero hay un grave, muy grave problema.


Como siempre, hay personas que quieren sacar provecho económico de ésto, haciendo productos de muy mala calidad, con materiales que realmente no son aptos para nuestro cuerpo y que nos pueden traer problemas de salud en el futuro.

Además de esto, muchas personas tiene otras dudas, si hablamos de la copa menstrual y las toallas reutilizables de tela, así que les pedimos en nuestras redes sociales que nos dijeran sus dudas porque entrevistamos a una persona experta en estos temas.


La experta a quien entrevistamos es Mónica, desde hace varios años vende toallas de tela reutilizables y copas menstruales, ella no vende sus productos sin antes probarlos ella misma y siempre ofrece una asesoría antes de vender cualquier producto.


¡Te encantará esta entrevista!


  • ¿Qué relación hay entre precio y calidad?

Las copas de buena calidad están entre $75 mil pesos colombianos y $150 mil aproximadamente, aunque también hay otras más caras.


Si buscas por Internet en páginas chinas, puedes encontrar copas desde $1 dólar y esas mismas copas después las encontrarás con otra marca hasta en $50 mil pesos colombianos. Claramente esa copa no tiene la calidad que necesitamos para uso interno.

La vagina tiene un pH ácido y puede desgastar la copa, incluso la copa puede dejar residuos o bien, a la hora de fabricar las copas, los moldes dejan rebabas que pueden causar lesiones internas sin darnos cuenta y esas heridas pueden traer problemas a largo plazo.

En conclusión, hay una fuerte relación entre precio y calidad.


  • ¿Cómo sé si una copa es de buena calidad?

Muchas veces es por el precio, como ya mencioné, se pueden encontrar copas genéricas en Internet desde $1 dólar y esas mismas después las encontramos con un nombre diferente hasta en $50 mil pesos colombianos o menos. Las copas genéricas tienen colores y formas muy parecidas, pero el material se siente muy distinto a las certificadas, por ejemplo, lo que mencionaba anteriormente de los bordes de los moldes, a veces quedan sobrantes por los lados.


Algunas copas certificadas tienen el nombre de la marca grabada en la misma copa y siempre debe haber un contacto o información de quién fabrica esa copa, es decir, quién se hace responsable, no sólo de quién está distribuyendo. Además todas las copas están certificadas ya sea por la FDA o agencias de salubridad del país de origen.

Normalmente si tú contactas al fabricante de la copa y le pides el certificado o información de los análisis de las copas, te los van a compartir sin ningún problema. Me he topado con caso que mis compañeras o yo pedimos esta información y el fabricante se molesta y nos niega el acceso, en ese momento dudamos de que sea una buena copa.


Hay una marca que se llama Anner que es muy común pero es una copa genérica y no la recomendaría.

Hay más de 200 copas de dudosa procedencia, hay una lista que han hecho en México de todas esas copas, pero es un trabajo que se debe renovar, porque esas copas las importan en grandes cantidades y acá las empacan con otro nombre y les están cambiando constantemente el nombre.


  • ¿Si alguien no ha tenido relaciones sexuales, puede utilizar una copa menstrual?

Sí, el himen o corona vaginal tiene diferentes formas, hay formas más comunes que tienen orificio suficientemente grande y la copa puede entrar y salir sin problemas, pero hay personas que tienen un himen con pequeños orificios o completamente cerrados, en ese caso, lo mejor es ir al ginecologo para hacer una valoración.


Hay personas que no les ha llegado la menstruación porque su corona vaginal está completamente cerrada y por eso tenemos que ir al ginecologo, para poder usar una copa o incluso un tampón.


Esta membrana, mejor conocida como himen, se encuentra a 2 cm de la entrada vaginal y también puede ser muy flexible. Hay personas que hasta la hora del parto se les desgarran o hay otras que ni siquiera tienen himen.



Lo más importante es que la persona que de verdad quiere usar la copa, tiene que recibir la guía de otra persona que ya tiene la experiencia y sobre todo conocer su cuerpo. Es muy común tener un período de adaptación de unos meses al comenzar a usar la copa y lo mejor es que la persona esté acompañada para aprender más rápido e ir resolviendo dudas.



  • ¿Son recomendables las copas de colores?

Hay muchas copas que tienen colores y sí son recomendables, siempre y cuando sean de buena calidad y tengan los certificados pertinentes de que es seguro para el cuerpo. Aunque hay personas que prefieren las transparentes porque es más fácil observar el flujo, por ejemplo los cambios en el color porque a veces llevan un diario menstrual donde registran cómo es el flujo cada mes.


  • ¿Para ponerme una copa tengo que meter los dedos en mi vagina? ¿Hay una forma de evitarlo?

Sí, tenemos que meter los dedos a la vagina. Considero que además es un buen método para el autoconocimiento porque nos ayuda a cuestionar los tabúes, de mancharnos de sangre, de tocarnos. Mi recomendación es que no tengan miedo a la autoexploración, es muy sano observarse y conocerse.


Hay una marca de copa que se percató de que a muchas personas todavía les cuesta trabajo tocarse y sacó una copa con aplicador, pero en esta parte del mundo no se consigue, además no creo que sea recomendable, es mejor tocarse, siempre con las manos limpias y de preferencia las uñas recortadas y así vas a asegurarte de también de que la copa está bien aplicada.


  • ¿Puedo utilizar cualquier copa? ¿Por qué hay tantas marcas, formas y tamaños?

Es porque todas las personas somos distintas, y cada una necesita diferente altura en cuanto a la profundidad del cérvix, diferente capacidad de la copa en cuanto a la cantidad del flujo, diferente firmeza en la copa debido a la tonicidad pélvica, por si haces ejercicio u otros factores del cuerpo.

Entonces revisando varios elementos, hay copas que pueden ser más recomendables que otras para cada persona.


  • ¿Qué hay que tener en cuenta en cuanto a la higiene de la copa?

Siempre manipularla con las manos limpias.

La copa está hecha de un material poroso que es la silicona todo lo que esté contacto con ella va a impregnarse en el material, por ejemplo, si usamos un jabón que no sea neutro, ya sean jabones con colorantes o aromas la copa va a absorber estos ingredientes.

Yo recomiendo hervirla una vez cada ciclo, es decir, una vez al mes durante 3 a 5 minutos como medida preventiva, pues la mayoría de las copas están hechas de silicón de grado médico y éstas no guardan bacterias.


Además, si se hierve mucho tiempo o muy seguido puede deteriorarse más rápido el silicón y acortar su vida útil unos cuantos años, por eso sólo hervirla al iniciar el periodo y entre los cambios sólo se lava con agua muy bien, asegurándose que no queden residuos de sangre en los orificios de arriba, si se quiere usar jabón debe ser neutro.

Otras opciones son los vasos esterilizadores para microondas y una sustancia en spray llamada microdacyn para desinfectarla sin tener que hervirla.


  • ¿Es normal tener fugas mientras usas la copa?


Sí, es normal los primeros meses. Todas las personas pasamos por un período de adaptación en lo que conocemos mejor nuestro cuerpo y podemos orientar mejor la copa hacia el cérvix o hacer que la copa haga un mejor sello de vacío o incluso si tu flujo es más abundante saber cada cuánto tiempo hay que cambiarla.

Revisando cada uno de estos factores, sí puede ser normal tener fugas.

Pero conforme vayamos conociendo nuestro cuerpo, será mejor nuestra experiencia, así que al principio se recomienda usar un protector para no tener sorpresas.


  • ¿Se corre el riesgo de tener Síndrome de Shock Tóxico por usar la copa?

Ha habido un par de casos, pero es porque han dejado la copa no unas horas, sino varios días, porque como no se siente la copa a veces se olvidan de quitarla y ha llegado a pasar esto, pero son casos extremos.

He escuchado que el SST es más común en copas de dudosa calidad.




¿Hay un tiempo máximo recomendable para tener puesta la copa?

Yo diría que de 8 a 10 horas, puede ser de 12 horas en excepciones, pero de 8 a 10 horas me parece buen tiempo para alguien que tenga que ir a trabajar o estudiar sin que tenga que estar cambiando la copa. Pero también va a depender mucho de la cantidad de flujo.


  • ¿Es recomendada para personas con flujo abundante?

Hay copas para personas con flujo abundante, por ejemplo la Merula One es equivalente a 4 toallas nocturnas, la XL que es equivalente a 5 toallas nocturnas que es de 50 ml de capacidad o los discos menstruales que también tienen gran capacidad por ejemplo el disco de Intimina, Ziggy equivale a 7 toallas nocturnas, es de 70 ml de capacidad.

Además, según mi experiencia y la de otras personas, el flujo va a disminuir después de usar la copa por unos meses, ya no llega a ser tan abundante como antes ni tan largo en cuanto los días de sangrado.


  • ¿Usar la copa menstrual puede favorecer el prolapso?

Aquí pasa una cosa, para que la copa funcione necesita hacer un sello de vacío. Si no recibes una asesoría adecuada o simplemente compras tu copa por Internet, tal vez tu lógica te va a decir que para quitarla hay que jalar el apéndice (el palito que tienen abajo) o la base de la copa, pero realmente hay que romper primero el sello de vacío, porque rompiéndolo no tendrá ninguna resistencia la copa y será más fácil quitarla.


Para romper el sello de vacío hay que apretar la base de la copa y apretando la base entra aire por los orificios y eso hace que no haya resistencia y puedas retirar la copa. Porque a veces jalando sin romper el sello de vacío hace como una succión

y a la larga puede afectar los músculos pélvicos haciéndolos más débiles.


¿Cuánto puede durar una toalla de tela?


Su vida útil puede ser de 4 a 5 años, pero va a depender mucho de la calidad de los materiales de los que están hechas.




  • ¿Cuando vamos a comprar o fabricar una toalla de tela ¿Qué tipos de telas deben tener?

Son muy distintas, hay muchas artesanas que fabrican toallas y cada una usa materiales diferentes, pero lo que me parece importante es que después de la tela absorbente, tenga una teja impermeable para que el flujo no traspase, además debe ser porosa para que la piel respire.


Yo por ejemplo en mi tienda tengo una que la parte de arriba es felpa de bambú con algodón orgánico, es la más saludable que encontré. Porque el algodón es tan solicitado en el mundo que la mayoría se produce en monocultivos y contienen glifosato, una sustancia muy tóxica que está prohibida en muchos lugares, entonces es importante tener materiales lo más limpios posibles, pues estarán en contacto con la vulva.

Y en la parte de en medio tienen absorbentes que dependiendo si es protector, regular o nocturna, tendrán en mayor o menor cantidad.


  • ¿Qué podrías decirle a las personas que creen que usar toallas de tela o copas menstruales es antihigiénico?

Yo diría que comenzáramos a cuestionar los tabúes, tenemos que empezar a tocar y conocer nuestro cuerpo a profundidad, sin tenerle asco o miedo. Siento que aún hay un estigma de la sangre menstrual, de observar la vulva, del olor que genera y eso tiene que cambiar porque nos está costando la calidad de nuestra propia vida.

Por ejemplo, en las droguerías venden los espéculos con el que podemos observar nuestro cérvix por nosotras mismas; entre más te toques o conozcas, puedes observar lo que es normal o no en tu cuerpo y puedes identificar más rápido los síntomas de alguna enfermedad.


  • Si las toallas de tela reutilizables y las copas menstruales son además una alternativa para no generar muchos desechos ¿Qué podemos hacer con nuestras toallas o copa cuando ya hayan cumplido su tiempo de vida útil?


Si es una copa de silicón, lo más adecuado es quemarla completamente y queda completamente ceniza. El silicón viene del silicio que es un mineral que al quemarse queda como arena y puede echarse en la composta o en la tierra, pues se degrada en 8 años y no es un microplástico que va a quedarse en la tierra.

Y de las toallas no tengo mucha información, pero por ejemplo esas toallas que te mencionaba de bambú y algodón orgánico pues se biodegradan más fácil que por ejemplo, las que están hechas de microfibra pues al final es un microplástico.


Mónica vive en México y tiene una tienda en línea donde vende sus productos, además en sus redes sociales comparte información referente a estos temas.



¡Muchas gracias Mónica!


91 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo